FADISA:


Las 25 primeras unidades posando en la fábrica para el NO.DO. Sólo se distinguen del Autotutto Romeo 2ª por las chapas "Fadisa" y "Avila" del frontal.
En 1956 se constituye en Madrid, con un capital inicial de 80 millones de pesetas, la sociedad "Fabricación de Automóviles Diesel SA (FADISA)"

Empieza la construcción en Ávila de una factoría para albergarla, pero las obras se alargan durante tres años y se tiene que duplicar el capital inicial.

El modelo elegido para empezar la producción fue el Autotutto de Alfa-Romeo, un monovolumen de tracción delantera y capacidad para hasta 1 Tm de carga, con bastante éxito en toda Europa. Las primeras 25 unidades salieron de fábrica en 1959, aunque fueron construidos con componentes importados y poco a poco empezó la fabricación con cada vez mas componentes nacionales. Se podía escoger dos motorizaciones, un Diesel de 2 cilindros y 30 CV o un gasolina de 4 cilindros, 1.3 litros y 35 CV derivado del del turismo Giulietta.

EBRO F-100 matriculada en 1969. Todavía lleva el logotipo de FADISA, con la misma forma que el de Alfa-Romeo

En los siguientes lotes ya se empezó a ofrecer con el motor Diesel Perkins de 42 Cv sustituyendo al diesel original italiano y que fue el más vendido.

El ritmo de fabricación era todavía muy lento, por lo que Alfa-Romeo tuvo que aportar maquinaria por valor de más de 500.000 dólares de la época.

Se fue ampliando la gama con diversas versiones: chasis con cabina, furgón, combi, minibus, ambulancia y caravana. También se cambió la caja de cambios por una nacional, y se mejoraron componentes como la dirección y el embrague, cambiándose el nombre de Romeo 2ª a F-100.

Mientras tanto, la versión italiana fue muy actualizada y la española, a pesar de todas estas mejoras, se estancaba. El éxito de ventas fue siempre modesto.

EBRO F-108 con matrícula de 1971

En 1967 Motor Ibérica -propietaria de Perkins a través de sus acciones de Massey Ferguson- decide comprar a FADISA. Se le hace un lavado de cara a la F-100 que pasa a llamarse EBRO F-100, fabricándose en nueve versiones de carrocería y un único motor diesel Perkins de 51 Cv.

La F-100 estuvo en fabricación hasta 1971, en que la sustituyó la F-108, más potente, con mejores frenos y una estética mejorada. Las ventas se multiplicaron, hasta que en 1976 la F-260 la sustituye.

Empieza una dura recesión y en 1979 Massey-Ferguson vende sus acciones de Motor Ibérica a Nissan. En pocos años, Nissan aumenta su participación hasta hacerse con el control de la empresa, con lo que primero las furgonetas EBRO se renombran como NISSAN Trade y finalmente se cambia a la gama del fabricante nipón. En la actualidad se construyen camiones ligeros de la gama Nissan Cabstar.

Foto de catálogo de la F-275, una de las versiones de la F-260 y base de la Nissan Trade

 

Página anterior Página Anterior
 
ANGUERA TRANSPORTS, S.A.
C/ Moscou, 38 Local    Mapa
08005 BARCELONA
TEL.: 933 19 18 25
Página Siguiente Página Siguiente